En Washington

Después de tanto esperar en el aeropuerto, cuando todo el mundo estaba en la puerta de embarque, nos han avisado por megafonía de que nuestro vuelo se atrasaba una hora, así que bueno, a tomármelo con calma.

El vuelo a Washington ha durado 1 hora y media aprox., y aquí llueve un poco. Al llegar no he tenido que pasar ningún control, pero por culpa del atraso del vuelo no he podido coger el metro hasta Union Station, donde cogeré el siguiente bus, así que tranquilamente me he cogido un taxi y me ha llevado a la estación de Autobuses. Eran las 12 de la noche, y al ver el panorama le dije que me llevara a la estación de trenes, que tiene pinta más segura, o a cualquier sitio cerrado. Es que lo que he visto de la estación de autobuses no es un recinto cerrado, y no había ni un alma, mal rollito para quedarme allí solo. Washington está lleno de negratas, es más, el taxista era un negrata enrollao (lo de negratas no es despectivo) que me acompañó a la puerta de Union Station (de trenes) para preguntar al segurata si me podía quedar dentro un montón de horas.
Una anécdota curiosa con el taxista, es que con mi afán de hacerme el cercano, me quise sentar en el asiento del copiloto, y el taxista tuvo se despejar un montón de papeles y cosas que tenía en el asiento, que por lo general no se usa para que monte nadie.  Allí hablamos un poco en inglés y él intentó hablar algo en castellano. Se le veía una persona muy atenta e interesada por su trabajo y mi comodidad. Después de encontrarme ese sitio donde poder quedarme a pasar la noche a resguardo y ayudarme con las maletas, le pregunto cuanto es, y me dice los  dolares y centavos, yo le doy los dólares y al darme los cambios veo que ha redondeado un poco para arriba, Unos centavos nada más, pero me quedé sorprendido. Se me quedó mirando, y yo le dije “muchas gracias” y salí del taxi tan natural. Noté un cambio en él, como que se puso más serio y menos agradable. Ya un rato después me di cuenta de que lo normal sería haberle dado propina, un porcentaje dependiendo del buen servicio, pero mi novatada la ha pagado sin querer el pobre taxista.
Yo ya no sé si Union Station es sólo de trenes, o la de autobuses también se llama así por estar cerca. Luego lo averiguo.

Ahora mismo son las 4.40 y estoy como en la foto, esperando a que sean las 5 para irme a la cola de los autobuses para pillar mi billete, que lo tengo ya comprado por Internet.

dsc00561

El autobús tardará casi 12 horas con una parada de 50 minutos. El taxista me dijo que le parecía mucho 12 horas, que el cree que lo hace en 5, pero si está a más de 400 millas, no creo que tarde sólo 5 horas. También lo averiguaré.

5 Comments:

  1. joe que envidia me das Bienve, aunque la espera no se te hace larga?, saca millones de fotos y la estacion de trenes es la gigante esa no?

  2. bienve bienve!!!
    me tenias ke aber pedido la DS asi por lo menos podias echarte unas partiducas!!! jejejeje
    FOTOS FOTOS!!! kiero FOTOSSSSSSSSS!!!

  3. Parece que vas llegando… pero aun te queda lo mejor, casi dos meses de emociones….. ¡¡ Guaiiii!!

  4. Bienve!!!! aaaiiiiissssss pasalo genial!!!! ya sabes que te quiero un montón, eh?

  5. te felicito, soy de Hermosillo Sonora México, pretendo hacer el recorrido en motocicleta… Algún día lo haré 🙂
    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *